Colegio Santa Rosa en Huesca, España

Colegio Santa Rosa en Huesca, España

lunes, 20 de agosto de 2012

Responsabilidad de los padres en el éxito escolar de sus hijos

“Un buen padre vale por cien maestros” Rousseau
Los padres tienen la responsabilidad de velar por sus hijos, proporcionándoles amor, seguridad, educación, salud y
un ambiente emocional sano. 

Ellos lo saben, aunque en muchas ocasiones lo confundan con cuestiones económicas y en el afán de que no le falte nada al hijo, ambos padres dedican la mayor parte del tiempo al trabajo y descuidan la parte más importante, la atención que se debe dar a los hijos en calidad y en cantidad.


Esta atención se acentúa cuando los hijos empiezan la educación básica, con todas las necesidades que trae aparejadas y que exige un gran compromiso por parte de los padres. Los niños que inician su educación escolar necesitan hacerlo con ilusión, alegría y muy motivados, por lo que difícilmente lo harán si el clima del hogar es de estrés y ansiedad tanto en horarios o tareas como en actividades de colaboración que la escuela exige a los padres.

Los hijos precisan un entorno que apoye sus estudios en la casa y unos padres que estén dispuestos a acompañarlos en sus problemas escolares. No es ningún secreto que el éxito de los hijos en los estudios está íntimamente ligado al apoyo e interés que los padres les prestan a lo largo de su vida escolar, incluyendo la secundaria y preparatoria, que es cuando más lo necesitan.

Existen actitudes y conductas comunes en aquellos padres cuyos hijos son exitosos en los estudios. Estas actitudes podrían agruparse en cuatro grandes ámbitos de acción: 1. En el hogar, 2. Hacia los hijos, 3. Con el maestro y 4. En la escuela.

1. En el hogar: Empieza con una actitud positiva de los padres hacia la educación, la escuela y el respeto a los maestros. Procuran que los hijos no falten a clases porque saben que cada día de ausencia se convertirá en una laguna que retrasará su aprendizaje. Les proporcionan el espacio y los materiales, además de planear el tiempo para realizar las tareas escolares. Establecen rutinas de aseo, alimentación y sueño, ordenadas. Además, controlan adecuadamente el tiempo y los programas de TV, los videojuegos o el internet, y favorecen el que se relacionen con otros compañeros en trabajos de equipo. Se puede decir que hacen del hogar un espacio que propicia el aprendizaje.

2. Con los hijos: Existe una buena comunicación y se comenta diariamente lo que ocurre en la escuela. Los padres están enterados de quiénes son sus maestros y sus compañeros y se interesan en las tareas, que supervisan y valoran diariamente. Suelen ser buenos lectores y fomentan inteligentemente este hábito en sus hijos para que también amen la lectura, sabedores de que leer bien será una de las herramientas más importantes para su aprendizaje. Están pendientes de su progreso académico y les proporcionan apoyo dirigiéndose al maestro o a su tutor para que refuerce aquello que deban mejorar. Por otro lado, les programan actividades extraescolares que les permitan desarrollar otras áreas de formación, sin agobiarlos demasiado y sobre todo dejando establecido que cualquier actividad que se inicie debe ser terminada.

3. Con el maestro: La actitud hacia él suele ser de respeto y confianza. Acuden a presentarse desde el inicio del ciclo escolar y no dudan en solicitar su ayuda cuando los hijos están teniendo problemas. Es un hecho que los maestros le prestan mayor atención a los niños cuyos padres están permanentemente en contacto con ellos y se preocupan por su progreso. Los padres también saben que el maestro es su mejor aliado en la educación, por eso confían en su trabajo y profesionalismo, evitando desautorizarlos o emitir comentarios negativos delante de los hijos.

4. En la escuela: Muchos padres se niegan a colaborar en la escuela de sus hijos por diversas razones, pero la actitud de un padre que quiere ayudarlos durante toda la etapa escolar debe ser justamente la de participar en ella. Es importante para los niños que sus padres asistan a las actividades que organiza el centro, como conferencias, cursos para padres, reuniones con tutores, festivales o asociaciones; también es importante que contribuyan a la mejora de la escuela con su retroalimentación positiva a directivos o maestros, evitando las críticas de pasillo o los comentarios sin propuestas. 

La colaboración de los padres en la escuela habla del interés que estos tienen en todo lo que tenga que ver con la educación de sus hijos"Un sistema escolar que no tenga a los padres como cimiento es igual a una cubeta con un agujero en el fondo.Jesse Jackson 



El éxito escolar empieza en la casa y se consolida en la escuela, con la supervisión y el apoyo constante de los padres, que deben ser conscientes de las consecuencias que ocasiona descuidar a los hijos. En estos casos, no se podrá buscar culpables fuera del hogar.

Ser padre no es sólo traer hijos al mundo, existen muchos compromisos que van asociados a la paternidad y hay que estar dispuestos a cumplirlos. No se puede tratar a los hijos como si fueran mascotas, dejando que personas ajenas a la familia se encarguen de ellos o depositar a los hijos en la escuela y desentenderse con la excusa de que no están lo suficientemente preparados para educarlos. 

Tampoco pueden ampararse en el cansancio con el que llegan del trabajo, porque su papel de proveedores no suplirá las carencias con las que se irán desarrollando; y mucho menos pretender que con darles “tiempo de calidad” ya están cumpliendo. Petra Llamas García


Publicado en La Jornada de Aguascalientes el 17 de agosto del 2012. petrallamasgarcia@hotmail.com, Twitter: @petrallamas

20 comentarios:

  1. Excelente,es muy fácil para los papás desentenderse del proceso y al final del curso lectivo hacen fila en la dirección esperando que el director haga milagros.

    ResponderEliminar
  2. me encanto la nota... muy acertado en todo...

    ResponderEliminar
  3. exelente, me va a ayudar para sensibilizar a los padres de la escuela donde trabajo porque si que hace falta.

    ResponderEliminar
  4. Excelente material una buena manera de sensibilizar los padres de familia frente al reto de la educación gracias por la publicación.

    ResponderEliminar
  5. Es muy cierto que para que un alumno aproveche lo que se le enseña en la escuela ,debe haber reforzamiento en casa, si no, se pierde el trabajo que se hace en la escuela, y son tres partes: los padres, el hijo y el maestro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por su comentario sensato. Saludos

      Eliminar
    2. Muchas gracias por su comentario sensato. Saludos

      Eliminar
  6. Es excelente encontrar este tipo de reflexiones para los padres de familia, principalmente para los que son tan jóvenes y que necesitan ayuda para tomar conciencia de la responsabilidad que implica ser padre.

    ResponderEliminar
  7. solo qiuero saber toddas las personas que comentan son profesores? por que jamas se menciona la disponibilidad del maestro acia el alumno o pno se menciona nada para el maestro digo por que la maestra de mi hijo es bien grosera les grita y les contesta mal les golpea el escritoria diciendo no es mi problema me caen gordo que me pregunten algo que ya saben perdon pero el maestro asi se debe vomportar en el salon por que o ase una refleccion para el maestro?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco su comentario. Yo ya he tratado el tema de profesores que no respetan a sus alumnos en el artículo titulado: "El respeto a los alumnos" Usted puede leerlo en este link<. http://maestrapetrallamas.blogspot.mx/2015/04/el-respeto-los-alumnos.html

      Eliminar
  8. mmmmmm todabia se tiene que aprobar mi comentario si es bueno ono? si le parese lo publica si no pues no que mal por eso estamos como estamos por que unicamente se da a conocer lo que les conviene a usteds que son de la otra sociedad!!!!!! la estuduada la que si sabe!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que cada vez hay más posibilidades para que la gente que no estudió lo pueda hacer y así no haya esa división que usted mismo ha marcado como "la otra sociedad, la estudiada" Gracias por su comentario.

      Eliminar
  9. Muy bien trabajo Mtra. me servirá de apoyo y reflexión en mi próxima junta, saludos

    ResponderEliminar
  10. Muchas gracias, Laura, celebro que te puedan servir mis reflexiones. Un saludo

    ResponderEliminar
  11. Me parece que esta reflexión es del todo atinada. Si bien nosotros estamos como maestros, prácticamente la mitad del día con los alumnos, debemos entender como sociedad que es de suma importancia la participación de los padres de familia en la educación. De qué sirve que a diario te esfuerces para que un pequeño no tenga conductas que no le benefician, si en casa vuelven a lo mismo nuestro trabajo se va a la basura. Sabemos que nadie es perfecto, pero debemos crear conciencia en nuestros Padres, y nosotros como padres, para dejar hombres y mujeres de bien a esta sociedad. Gracias Maestra por tan atinado escrito. Un saludo cordial

    ResponderEliminar
  12. Muchas gracias por su valioso comentario, Violeta. Saludos cordiales

    ResponderEliminar
  13. Excelente reflexión.
    Para algunos nos servirá, para cuando se platica con los padres de familia. gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, celebro que pueda serle útil. Saludos

      Eliminar

Gracias por tus comentarios